Storchenwiege auf Facebook

Storchenwiege

Empresa

Cómo comenzó todo

Nos complace darle la bienvenida a www.storchenwiege.es. Quisiera contarle cómo nació el fular portabebés de Storchenwiege® hecho en Alemania:


Desde hace más de 40 años trabajo como ingeniero textil en la producción de diversos tejidos. La Alta Lusacia, la región al este de Sajonia en la que vivimos, goza de una larga tradición en la industria textil. En mi entorno profesional he estado en contacto con matronas.

Günther Schwartzer mit Baby im BabytragetuchCuando en el año 1996 nació Anna, nuestra primera nieta, nuestros hijos pronto sintieron la necesidad de tener mayor movilidad, incluso con su bebé. Un cochecito no era apto para todas las actividades, por ejemplo, hacer senderismo por la Suiza sajona.

Los demás sistemas para llevar al bebé no eran tan apropiados, sobre todo, para un pequeño bebé. Además, Anna era realmente muy apegada y exigía la cercanía de su mamá y papá a voz en grito. Ella deseaba que la cogieran. Las matronas me aconsejaron que lo mejor era un fular portabebés.

Después de examinar los productos disponibles en el mercado, llegué a la conclusión de que ninguno era completamente apropiado. Yo mismo comencé a desarrollar un tejido que se pudiera utilizar como fular portabebés. El fular tenía que ser muy duradero y también poder sostener a un niño más grande, debía poderse atar bien, ser suave y elástico en diagonal así como cumplir con todos los requisitos ecológicos, al fin y al cabo era para llevar a mi nieta Anna.

El resultado fue nuestro propio fular portabebés de Storchenwiege®, producido de forma ecológica, probado y certificado de estar libre de contaminantes, elástico en diagonal y muy duradero, porque el resistente torzal de hilo de algodón se procesa en ambas direcciones, longitudinal y transversalmente. La pequeña Anna se sintió muy bien dentro del fular. Estaba sostenida como por una mano invisible. Su pequeña delicada columna obtuvo un buen apoyo y Anna sentía el calor y la protección. El hecho de que nuestra nieta se sintiera muy contenta, fue una maravillosa motivación para lanzar al mercado el fular portabebés de Storchenwiege® y así convencer a familias jóvenes de sus muchas ventajas y entusiasmarlos para llevar encima a sus niños.

El fular portabebés de Storchenwiege® se pudo fabricar en grandes cantidades. Se hizo más resistente a encogerse. Las marcas en el centro y los diferentes colores a lo largo del fular facilitaron su atado y perfeccionaron el fular portabebés de Storchenwiege® que también se distingue por su buena relación calidad/precio. Ahora el fular portabebés de Storchenwiege® se emplea con gran éxito en Alemania, Europa y ultramar y nuestros otros cuatro nietos se han sentido y se siguen sintiendo contentos y seguros en el fular portabebés.

Con el inicio del año 2009, condicionado por la edad, era el momento de dar el relevo a la próxima generación. Mis dos hijas - Ulrike Kaul y Claudia Dix - trabajan desde hace bastante tiempo en Storchenwiege® - me han apoyado, me han aportado ideas y han aportado muchos conocimientos. Las dos han vivido grandes experiencias educando a nuestros cinco nietos. Por lo tanto, están muy preparadas para seguir dirigendo con éxito Storchenwiege®. La Administración y el Departamento de Envíos de Storchenwiege® se trasladaron el 1 de Enero de 2009 a Dresden, lejos de la anterior localidad Eibau.

Lógicamente, no abandonare Storchenwiege® definitavamente, sino que permaneceré junto a mis hijas para asesorarlas.

Esperamos que en adelante muchos más bebés y padres felices disfruten llevando a sus niños en nuestros fulares portabebés de Storchenwiege®.

Un cordial saludo, Günter Schwartzer

Baby im Babytragetuch